FREE AGENT NATION. Una nación de agentes libres


Realizar un retrato del trabajador independiente, emprendedor o innovador que está transformando la sociedad, no es nada fácil, sobretodo cuando este cambio no parece del todo concluido. El libro de Daniel H. Pink bucea en este desconocido y preocupante asunto planteando lagunas por resolver. Aunque es un libro escrito en el 2002 y editado por Business Plus, se mantiene actual en un momento de especial virulencia para el empleo. Se muestra como una opción posible para aquellos que lo contemplan como oportunidad de obtener un salario suficiente o por emprendedores con posibilidad de desarrollar nuevas ideas. Este resumen intenta recoger los puntos básicos del libro.

Desde el final de la II guerra mundial, el trabajador dependiente ha ignorado su identidad, renunciando a sus aspiraciones para dedicarle su tiempo a la empresa. A cambio, la empresa le paga un salario casi vitalicio. Desde la década de los 90 el trabajo comenzó a sufrir transformaciones profundas en los trabajadores que podemos clasificar:

- Solitarios: aquellos que trabajan para ellos mismos, de proyecto en proyecto, llamándose freelance.
- Trabajadores temporales: utilizados como estrategia de empleo y producción a medio plazo.
- Micro-emprendedores: trabajadores que realizan servicios principalmente en el hogar.

Los trabajadores libres surgen cuando cae el pacto no firmado de lealtad a cambio de seguridad que ofrecía la empresa. Cuando cambian los medios de producción de ser complejos, enormes y costosos, a ser baratos, fáciles de mantener y de llevar. Cuando se observa el trabajo como una forma de realización y no como un medio de supervivencia. La nueva ética del trabajo implica libertad, movilidad, variedad y control. Aunque todo esto tiene poco sentido si no hay responsabilidad y la mayoría de estas personas están dispuestas a arriesgar su reputación si tienen la oportunidad de obtener mayores beneficios por sus trabajos.

La lealtad vertical que existe entre jefe y subordinado, está siendo reemplazada por la lealtad horizontal entre coworkers, iguales que desempeñan trabajos similares, miembros de un equipo, clientes, etc. Las relaciones que se establecen entre los trabajadores libres, están basadas en la igualdad y reciprocidad y no en la jerarquía.

Dentro de este nuevo esquema donde el freelance trabaja en proyectos concretos que le permiten aumentar sus habilidades, ampliar sus redes de contactos, ganar dinero y diversión, cada proyecto que se añade a su cartera aumenta su seguridad laboral. Se mezcla el trabajo y la familia, trabajando desde casa. Aunque existen infraestructuras que han surgido para darles soporte, como cafeterías, conexión wi-fi gratuita, centros de trabajo compartidos, eventos de networking, centros de negocios, etc.

Sin embargo, también presenta inconvenientes, como la cobertura sanitaria, los mayores impuestos, y la duración del límite del retiro, aún por resolver. Se espera que la variedad de alternativas al aprendizaje se filtre en la sociedad y el crecimiento sea importante con un cambio de premisas fundamentales como será: sustituir “seguridad” por “oportunidad”, “la empresa” por “el individuo”, los derechos del “trabajador” por los del “ciudadano” y la “estabilidad” por la “movilidad”.

Es muy probable que esta situación se traslade a la administración y la política, requiriendo el apoyo de los votantes en cada asunto y no tras cada elección cuatrienal.

Comentarios

Entradas populares